top of page

¿Conflicto generacional o intercultural?

Por Edistio Cámere, director de Antesala.


El año 2017, en una encuesta realizada a 550 alumnos de cuarto de secundaria de varios colegios privados de Lima Metropolitana, les planteé – entre muchas – estas dos preguntas: ¿Qué crees que piensan los adultos de los jóvenes? y ¿Qué piensan los jóvenes de los adultos? 


Con respecto a la primera pregunta, un 46 % de jóvenes afirma que los adultos piensan que ellos son ‘irresponsables y otros derivados’; sin duda, prima una percepción negativa. En el vocablo ‘derivados’ se incluyen auto-calificaciones como: maleducados, malcriados, mentirosos, inmaduros. Otro grupo de respuestas refieren que a los jóvenes “les falta proyección al futuro”, “tienen poca conciencia de la realidad”; “no son competentes para tomar decisiones”; entre otras. Por el contrario, la mirada de los jóvenes hacia los adultos guarda “características positivas generales”, así lo manifiesta el 31% de la muestra. Expresiones como: tienen mayor experiencia y sabiduría, tienen una función educativa, son un ejemplo, nos ayudan, reconocen su esfuerzo, entre otras, dan cuenta de que los adultos siguen siendo sus referentes principales y les guardan buenos sentimientos. 

En cambio, el porcentaje de quienes toman partido por las “características negativas generales” asciende a un 26%. Voces de esta valoración negativa se reflejan en frases como: les falta flexibilidad, no poseen modestia intelectual, deben actualizarse, percepción negativa de su autoridad, subestiman a los jóvenes, etc. 


Estas caracterizaciones pueden servir para el autoexamen a fin de tomar en cuenta que las opiniones recogidas no son gratuitas: los jóvenes son pensantes y sensibles a los mensajes verbales y no verbales que les transmiten los adultos.  Asimismo, las afirmaciones vertidas demuestran que los jóvenes tienen mejor disponibilidad para tender puentes. No creo que las diferencias o conflictos entre jóvenes y adultos sean debidas, sin más, a la denominada distancia generacional. Entre una persona de 30 y otra de 50 años, el tiempo que los separa no necesariamente habla de conflictos. ¿Por qué, entonces, entre los adolescentes y los adultos lo generacional tiene una carga negativa? Seguro advertiremos muchas razones. Por cuestión de espacio, glosaré dos. Los padres y profesores acentúan solo lo negativo de la adolescencia olvidando la puesta en valor que confiere en su paso a la adultez. Es más un problema intercultural: para unos, las cosas pueden ser de otro modo y el futuro es una posibilidad; para los otros, la vida está encaminada y de las experiencias han aprendido. 


54 visualizaciones

Comments


La mejor fuente de información para el docente

Aquí encontrarás entrevistas, artículos y opiniones, preparados por docentes peruanos y latinoamericanos, expertos en diversas áreas educativas.

Te invitamos a descubrirlos, leerlos y compartirlos.

¿TE GUSTARÍA COMPARTIR ARTÍCULOS EN NUESTRA WEB Y/O NOTICIAS SOBRE LAS ACTIVIDADES DE TU COLEGIO?

Completa tus datos aquí, en menos de 1 minutos, y nos comunicaremos contigo a la brevedad.

Untitled design (10).png

* Todos los artículos pasarán por evaluación y aprobación previa del Consejo de Antesala.

bottom of page